Cáritas Internationalis: la caridad de la Iglesia no hace ruido

Vatican City, 12 de mayo de 2015 (ZENIT.org) Staff Reporter | 54 hits

Presentan la Asamblea General que se celebra esta semana en Roma. Inicia con una misa del Papa.  El cardenal Maradiaga: ‘Más importante que el calentamiento global es la justicia hacia la creación y entre los pueblos’

La XX Asamblea general de la Cáritas Internationalis ha sido presentada este martes en la Sala de prensa de la Santa Sede, con la presencia de su presidente, el cardenal Óscar Rodriguez Maradiaga, que concluye ahora su mandato de ocho años. Han estado también presentes el secretario general, Michel Roy; el experto en agricultura del ente en India, el agrónomo Haridas Varikottil; y el padre Gustavo Gutiérrez, que será conferencista en dicho congreso.

La Asamblea que eligirá a los nuevos dirigentes, inicia hoy por la tarde en la basílica de San Pedro con una santa misa presidida por el papa Francisco.

“La asamblea de la Cáritas Internacional se reúne cada cuatro años, para hacer planes pensando al futuro y fortalecer la relación en esta federación de 162 Cáritas nacionales. Especialmente ahora sentimos la invitación del papa Francisco de una Iglesia pobre para los pobres”, indicó el purpurado hondureño.

Asimismo precisó que el 2015 es un año importante porque “esperamos la encíclica del Santo Padre sobre la ecología”, y además se realizará la reunión de París sobre el cambio climático y “se propondrán las futuras metas de desarrollo del milenio”. Como Cáritas –ha asegurado el purpurado– trataremos de apoyar estos eventos.

El cardenal Maradiaga ha precisado que en este encuentro titulado “Una misma familia humana y el cuidado de la creación”, no solamente está la preocupación del calentamiento global sino también de justicia hacia la creación y entre los pueblos.

Por su parte el padre Gustavo Gutiérrez habló de la pobreza en el mensaje cristiano y en la misión de la Iglesia. Así, ha reconocido que la institución Cáritas expresa esto y es la voz de la Iglesia hacia las personas en situación de dificultad. Además, ha considerado que en el mundo de hoy a la gente le gusta decir que estamos viviendo un momento post socialista, capitalista e industrial, pero no “post pobreza”. Por eso ha añadido que la Iglesia tiene que dar testimonio del Evangelio, pero la historia cambia mucho y que la pobreza de hace cien años atrás no es la misma de hoy.

Respondiendo a las preguntas de los periodistas, Michel Roy ha indicado que la cuestión de las cifras para saber hasta dónde alcanza su labor es muy difícil. “Con lo que hace Cáritas en el terreno es imposible tener cifras claras”, ha asegurado. De este modo ha explicado que se ha intentado varias veces: «Sobre las cifras nacionales se sabe, aunque de las diocesanas es más difícil llevar el control». Lo que sí ha podido indicar es que son más de 2 millones de actores los que trabajan en Cáritas, sobre todo voluntarios. Y el número de la gente que recibe el apoyo de esta institución son decenas de millones.

El cardenal ha respondido también a una pregunta sobre cómo se siente al acabar su mandato como presidente. Así, ha observado que en estos años ha sentido un enriquecimiento enorme al conocer el bien que se hace en la Iglesia. “Se ha tomado en serio el no hacer mucho ruido, pero hacer buenas obras”, ha indicado.  Lo principal –ha añadido el purpurado– es saber cómo educar al cristiano para la comunión cristiana de bienes. “Los bienes de esta tierra no son para acumularlos sino para ponerlos a disposición del prójimo”, ha recordado.

Finalmente, haciendo referencia a la próxima encíclica del Santo Padre, el cardenal ha precisado que el enfoque del documento del Papa será ético y no científico. Además, ha contado que en Estados Unidos ya ha escuchado críticas contra este documento que aún no ha sido aún publicado. Porque la ideología –ha observado– en referencia al ambiente, a la creación, está fuertemente vinculada a la visión del capitalismo que no quiere renunciar a dañar el ambiente para no renunciar a las ganancias. ¿Cómo puedo criticar algo que no conozco?, se ha preguntado el cardenal. Así, él cree que éste no será un documento más, y por eso será muy importante que todos lo tomen en serio.

Related posts

*

Top