La alegría de la Diaconia

La Alegria de la Diaconia

Una de las claves de la felicidad es tener claro el sentido de la vida. Para unos el sentido de la vida está en conseguir los logros y objetivos que se trazan. Otros, en cambio, consideran que la vida no tiene sentido debido a tanto sufrimiento y tanta negatividad con la que se encuentran a su alrededor. *Quizá la forma más adecuada de conseguir la felicidad y la dicha en la vida es sirviendo a los demás.*

Desde muchos ámbitos se propone que la felicidad radica en el beneficio personal. Así, la publicidad de muchos productos afirman que seremos felices al conducir un determinado vehiculo, al tomar algún producto o cuando consigamos tener determinadas condiciones de vida. Algunos creen que así será, sin embargo, ese modelo propone cierto egoísmo, limita la diaconia y la ayuda a los demás así como en gran medida la infelicidad.

No seremos felices cuando se cumplen algunas condiciones. *Somos felices y nos sentimos alegres cuando ayudamos a los demás.* Fijémonos en las relaciones personales. Cuando ayudo a alguien, cuando colaboro con alguien, cuando me preocupo por otros, en mi interior se genera sentimientos de satisfacción, alegría, felicidad personal. En cambio, cuando no actúo bien, cuando fastidio a otra persona, cuando hago el mal, aunque en principio se genera una cierta sensación de satisfacción, cuando reflexionamos no nos sentimos bien. Más bien todo lo contrario, nos invaden las preguntas ¿por qué actué asÍ? ¿por qué no lo hice de otra manera? ¿Qué habría pasado si…?

Lógicamente *somos más felices cuando ayudamos a los demás, cuando servimos, cuando hacemos felices a otros*. SI servimos y ayudamos a otros, la felicidad y la alegría vienen solas.

Si nuestra Diaconia se cumple a aplenitud, la alegria de poder servir nos lleva a vivir en paz, como fruto del servicio.

Diac. Frank Luna

Related posts

*

Top